8. TENER/PEDIR AYUDA

Creo que toda madre primeriza despues de pasar el primer mes de vida con tu bebe estará de acuerdo con que:

CUALQUIER AYUDA ES POCA!

Debo confesar que antes de dar a luz difícilmente me hubieran convencido para contar con una salus/doula…. pero ahora sería una de las cosas que más recomendaría.

Antes de seguir quiero decir que la ayuda que me ofrecieron las MATRONAS en mis partos en la clínica fue MUY MUY útil. El problema es cuando llegas a casa porque ya no sigues contando con esa ayuda. Y muchas veces la opcion de ir al centro de salud a que te ayuden en los primeros días no siempre es lo más cómodo.

Y aprovecho también para AGRADECERLE A MI MADRE toda la ayuda y apoyo que me dío durante el primer mes (y siempre!) además de aguantarme! Pero insisto TODA AYUDA ES POCA!

Hoy en día se oye mucho el nombre de dos tipos de “ayuda”:  SALUS Y DOULAS. Y son varias las empresas que se dedican a ofrecer esta ayuda adicional.

Una SALUS es una persona con formación sanitaria, pudiendo ser auxiliar de enfermería, enfermera o matrona que realizan su trabajo ofreciendo cuidados específicos de puericultura y dedicados al bebé y con conocimientos sobre la recuperación física y emocional de la madre.

Una DOULA es una mujer preparada que proporciona información, apoyo físico y emocional a las mujeres durante el embarazo, el parto y el postparto. Esta figura no es my conocida en España todavía (lo es más en los países anglosajones). No se porque pero aquí incluso tiene conotaciones de “rollo alernativo”.

Creo que muchas veces las propias mujeres no le hemos dado el mérito y reconocimiento que se merece justamente a dar a luz y criar un hijo. No es tarea fácil. Es cansado, es estresante, es incluso, en ciertos momentos frustrante cuando las cosas no salen como una quiere.

Y una ayuda especializada puede facilitar mucho la cosa, sobretodo en los primeros días. Creo que poco a poco la sociedad irá evolucionando mas y le irá dando la importancia y el valor y no verlo en plan  “yo no necesito ayuda, tampoco será para tanto”

A la gente le parece muy normal y positivo, si te lo puedes permitir económicamente, coger un entrenador personal para entrenar. En cambio no ve tan normal o “necesario” tener un entrenador personal para el embarazo/parto/postparto. Espero que con el tiempo esto cambiará.

Me atrevería a decir incluso que en el tema de a lactancia materna la presencia o no de una AYUDA adicional puede ser decisiva en que puedas dársela o no. Ya que algunos consejos en el momento adecuado pueden ser de mucha ayuda.

Por todos los factores que he comentado en la sección de “nueva mama”, hay tantas cosas, que TODA AYUDA ES POCA. Y para algunos temas en concreto nadie mejor que una matrona/doula/salus para ayudarte o guiarte.

Si todavía estás a tiempo de cogerte a la opción de contar con la AYUDA de una me gustaría animarte por lo menos a que lo valores. Puede ayudar a que tu primer mes de post-parto fluya mejor y sea un poco menos duro.

Para las que esteís en Madrid, está la empresa MYSALUS os animo a que visiteís su página web para que veáis todos los servicios que ofrecen:

photo(3)